Noticias

 Metodologías Ágiles como guía de los proyectos de DIVERSIUS

Metodologías Ágiles como guía de los proyectos de DIVERSIUS

hace 1 mes

 

La aplicación de Metodologías Ágiles supone un cambio en el paradigma en la gestión de los proyectos de software. La tradicional metodología en Cascada parte de una premisa en la que tras una definición inicial de requisitos, a priori inamovibles, comienza un periodo de desarrollo en el que el cliente no puede palpar ni valorar el trabajo hasta la entrega final.

La nueva metodología, en cambio, propone introducir algunas pautas para reducir los ‘riesgos’ de esperar hasta el final del desarrollo, incorporando al cliente al propio proceso. La idea que tienen en común todos los modelos de Agile Methodologies es la de realizar ciclos cortos de trabajo, en los que todo el equipo de desarrollo conoce las tareas que realizan los demás, de manera que pueden apoyarse unos en otros. Además, los clientes forman parte de algunas de las reuniones que se realizan durante esos ciclos, así conocen la situación en todo momento, permitiendo reconducir el proyecto fácilmente.

Aunque existen diferentes metodologías como ScrumKanban, en DIVERSIUS optamos por coger de cada una lo que consideramos más interesante, para crear así nuestro propio modelo de trabajo. En modo esquemático y estándar, podríamos detallar los siguientes pasos:

En nuestro caso, se realizan demos cada 2 semanas (dependiendo de cada proyecto), en las que se muestra el avance realizado, de forma que el cliente pueda valorar el resultado y realizar ajustes en el desarrollo si se considera necesario. Esto nos aporta una flexibilidad a la hora de desarrollar que también es positiva para el propio equipo, ya que se obtiene feedback de manera más ágil.

La forma de trabajar de DIVERSIUS también facilita el seguimiento y la resolución de trabas durante el desarrollo, ya que cada día se realizan reuniones breves (máx. 10 minutos) de todo el equipo en las que se habla de la situación del proyecto. Esto permite anticipar cualquier obstáculo para el equipo, y lanzar las preguntas al cliente antes de desarrollar cualquier funcionalidad.

Optar por equipos de trabajo que usan Metodologías Ágiles como herramienta principal, significa mimar cada paso del desarrollo del proyecto. Eso es precisamente lo que más nos satisface como empresa: saber que lo que estamos creando va a ser funcional, porque el cliente ha sido uno más en nuestro día a día.