Noticias

 Made at home: el equipo 100% remoto de DIVERSIUS

Made at home: el equipo 100% remoto de DIVERSIUS

hace 6 meses

El teletrabajo se ha convertido en una práctica laboral cada vez más común en la actualidad, siendo el sector TIC el líder de esta modalidad según el último informe del Observatorio Nacional de Tecnología y Sociedad (ONTSI). En DIVERSIUS no somos ajenos a esta realidad que, si bien fue “impuesta” por la pandemia, es la forma de trabajar del 23% de la plantilla actual. Eso sin contar a los/as compañeros/as que lo hacen de forma híbrida.  Si buscas nuevas oportunidades laborales, sigue leyendo para descubrir por qué trabajar desde casa puede ser una excelente opción.

Quienes trabajan desde casa afirman que el teletrabajo ofrece una serie de beneficios significativos que no se pueden conseguir en un entorno de trabajo más tradicional. En primer lugar, se puede trabajar en proyectos y con personas que de otra forma no sería posible, lo que ofrece una oportunidad única para expandir horizontes y colaborar con profesionales de todo el mundo. Además, afirman, “el trabajo en remoto te permite mantener una vida personal más cercana, ya que no tienes que preocuparte por desplazamientos largos y costosos para llegar a la oficina”. 

Por supuesto, no todo es perfecto. Uno de los mayores desafíos del teletrabajo es perder la interacción cara a cara con los colegas de trabajo. La camaradería y el calor que se crea en una oficina pueden ser difíciles de replicar en línea por mucho que tengas la taza de café corporativa en tu cocina… Pero, argumentan que “si estás dispuesto a esforzarte un poco más para mantener esas relaciones, trabajar de esta manera puede ser una experiencia gratificante y productiva”. 

¿Por qué elegir trabajar en remoto? Nuestro equipo ofrece muchas razones para hacerlo. Por ejemplo, uno de nuestros compañeros trabaja con clientes de Madrid desde Pamplona gracias al teletrabajo. Otra, en cambio, eligió trabajar en remoto para reducir el estrés de tener que ir a la oficina todos los días. En ambos casos, el trabajo en remoto “nos ha permitido una mayor flexibilidad y ha mejorado la calidad de vida”. Pero, ¿qué pasa con quiénes viven en una isla y no quieren mudarse? Este es el caso de nuestros compañeros tinerfeños. Para ellos, además de salvar una barrera geográfica, trabajar a distancia en compañías ubicadas en la península les supone acceder a puestos de trabajo mejor remunerados. 

Pero, ¿qué pasa con la productividad? La mayoría cree que el teletrabajo no necesariamente aumenta la productividad, aunque sí ofrece un horario más flexible que puede ser un factor motivacional ya que al evitar el desplazamiento, si se acometen las tareas previstas, la posibilidad de no excederse en la jornada laboral está casi garantizada.

Sin duda, si tienes experiencia en el desarrollo de software y la programación, estás de suerte: estas son áreas más favorables para trabajar en remoto, ya que este tipo de trabajo se puede realizar desde cualquier lugar y en cualquier momento gracias a soluciones informáticas como las videollamadas o canales de comunicación internos, sin olvidar las aplicaciones para la organización y gestión de los proyectos. Nómadas digitales como concepto… y realidad. 

Sí. Vamos a hablar de los escritorios con los que ilustramos este artículo (creemos que los han ordenado para la foto), o como les llamamos en el gremio,  setups  o Bat-cuevas. Uno de nuestros compañeros destaca la importancia de invertir en un espacio de trabajo ergonómico. Según él, “es fundamental cuidar nuestra postura y evitar lesiones musculares derivadas de largas horas frente al ordenador”. Algunas de las inversiones recomendadas incluyen una silla ergonómica, un escritorio ajustable en altura y un soporte para la pantalla. Estos elementos pueden marcar una gran diferencia en nuestra comodidad y salud a largo plazo.

En definitiva, si estás pensando en trabajar desde casa, ¡la organización y conciliación son la clave! “La transición puede ser difícil al principio, pero una vez que te adaptas, trabajar desde casa puede ser muy cómodo y práctico”, nos cuenta otro compañero.  La flexibilidad que ofrece el teletrabajo es una gran oportunidad para encontrar el equilibrio entre el trabajo y la vida personal.